FANDOM


Para otros usos de este término, véase Trunks (desambiguación).
Trunks Xeno (トランクス:ゼノ Torankusu: ZenoJap), anteriormente conocido como el Trunks Patrullero del Tiempo (タイム・パトロール・トランクス Taimu Patorōru Torankusu[7]Jap, Time Patroller Trunks) es una versión de Trunks del Futuro Alternativo de una línea de tiempo alternativa Xeno vista solamente en videojuegos y que actúa como un patrullero élite de la Patrulla del Tiempo bajo el mando de la Kaio-shin del Tiempo. Debutó en el videojuego de PC Dragon Ball Online y posteriormente apareció en las continuidades de saga XENOVERSE y Dragon Ball Heroes, como personaje principal.

Vista General Editar

Etimología Editar

A esta versión de Trunks se le conoció como Trunks Patrullero del Tiempo en Dragon Ball Online, se le empezó a llamar Trunks Xeno en Dragon Ball Heroes, no obstante en Dragon Ball XENOVERSE y Dragon Ball XENOVERSE 2 conserva su nombre de Trunks del Futuro dentro del juego.

Apariencia Editar

Trunks del futuro (SDBH)

En la mayoría de los juegos, esta versión de Trunks proveniente de la línea de tiempo Xeno en Dragon Ball Online, XENOVERSE y Super Dragon Ball Heroes, viste ropas de artes marciales, constando principalmente de una gabardina negra con un torso verde debajo, unos pantalones verde oliva con vendas de colores más claros alrededor de sus espinillas y botas con cordones de color marrón junto con su espada clásica. Su cabello vuelve a tener la coloración como en Dragon Ball Z, y en la serie de expansiones de Super Dragon Ball Heroes, vuelve a dejarse el cabello largo como cuando entrenaba en el Salón del Espíritu y Tiempo.

Historia Editar


Spoiler ¡Cuidado!, spoilers debajo.

Unión a la Patrulla del Tiempo (Heroes) Editar

Luego de su muerte en los Juegos de Cell, Trunks del Futuro Alternativo volvió a su futuro para acabar de una vez por todas con los androides y con Cell del futuro, todo esto lo va recodando Trunks hasta que despierta en un lugar desconocido, sorprendido, ve a una pequeña mujer que lo ataca, no obstante, él logra evadirla. Esta mujer le dice imbécil a Trunks, y dice llamarse la Kaio-shin del Tiempo, menciona que no puede soportar todos los acontecimientos inesperados que suceden en la historia y regaña al Saiyan del futuro por manipular el tiempo. Al principio, Trunks se ve confundido, pero la Kaio-shin le muestra las pruebas de su pecado en un pergamino.

La Kaio-shin sigue enojada con Trunks, quien confundido, pregunta sobre qué lugar es en el que está. Ella le responde, diciendo que ese es el Nido del Tiempo, el lugar en el cual se controla el flujo del tiempo y que ella es la Kaio-shin del Tiempo y su ave Tokitoki. Menciona que lo llamó debido a que descubrió que viajó en una Máquina del tiempo, lo cual supone un error que puede destruir todo. Trunks se encuentra en shock y se perdona ante la Kaio-shin ya que él no lo sabía.

La Kaio-shin encuentra un lugar en la historia que no creó Trunks, por lo que decide ir a investigar junto a él, quien se le ofrece para ir. La Kaio-shin del Tiempo comprende que Trunks no tiene malas intenciones, pero que no puede dejar pasado en alto algo como eso y procede a darle nuevas ropas, posteriormente le dice que junto con su supervisión, podrá interferir con el flujo del tiempo. La Kaio-shin del Tiempo dice que podrían llamarse la "Patrulla del Tiempo" y le pregunta a Trunks si suena bien, pero él no está interesado en eso y le sugiere darse prisa.

El deseo de Trunks (XENOVERSE) Editar

Artículo principal: Dragon Ball XENOVERSE.
Trunks desea un aliado poderoso que lo ayude a defender el tiempo

Trunks seguiría como líder de la Patrulla del Tiempo, apareciendo en diferentes misiones en su meta de reestablecer la continuidad del tiempo. Para ello, junto a la Kaio-shin del Tiempo, busca reclutar a fuertes guerreros y siendo consientes de las constantes alteraciones en el tiempo por parte de los Destructores de la Historia, ven la necesidad de reunir las 7 Esferas del Dragón para invocar a Shen Long. Trunks le pide al Dragón Divino que le otorgue un aliado poderoso, alguien con un potencial capaz de ayudarle a defender el tiempo mismo. Shen Long cumple su petición y como resultado de este deseo, se le concede vida al Patrullero (XV). A partir de entonces, Trunks actúa como su compañero y gestionador de misiones, comunicándose con él desde el Nido del Tiempo, aunque ocasionalmente lo acompaña al campo de batalla, como sucede durante la lucha contra Mira en los páramos durante los Juegos de Cell.

Su existencia en grave peligro Editar

Debido a que Mira y Towa se originan de una línea de tiempo diferente, el luchar contra ellos no afectará a la historia. Sin embargo, a consecuencia de su intromisión, Towa intenta borrar para siempre la existencia de Trunks de la historia, al potenciar a los Androides para matar a su yo del pasado tanto en el Año 783 como en el Año 785, haciendo que la existencia de Trunks se vuelva efímera, poniendo a Trunks Xeno en peligro de ser borrado por completo (lo que también podría amenazar la existencia del Patrullero (XV), ya que su deseo resultó en la invocación y reclutamiento de este guerrero en primer lugar). Pese a que el Patrullero se las arregla para salvar a Trunks del Futuro Alternativo del Androide Número 17 y la Androide Número 18, Towa aparece para revelar el segundo cambio y se burla de él por no poder salvar a Trunks a tiempo. Afortunadamente, un hombre misterioso se presenta y se ofrece ayudar al guerrero a viajar, prepuesta que acepta ya que es la única forma de salvar a Trunks Xeno y su yo del pasado.

Enfrentando a Demigra Editar

Artículo principal: Saga del Dios Demonio Demigra.

Trunks observa los intentos desesperados de su padre Vegeta de mantener feliz a Beerus, pero Demigra frustra sus esfuerzos desde lejos e intenta controlar al Dios de la Destrucción. El Patrullero lucha junto a los Guerreros Z contra Beerus. Trunks mira como Bulma es golpeada durante la pelea, causando que Vegeta estalle de furia. Eventualmente, él también es testigo de cómo Son Goku se convierte en Super Saiyan Dios. Sin embargo, pronto parece como si Demigra lograse tomar el control sobre Beerus y se jacta ante Goku y el Patrullero, solo para ser atacado por Beerus con su Esfera de Destrucción, revelando que Beerus solo pretendía atraer a Demigra para que lo destruyera por atreverse a tratar de controlar a un Dios. Después de que Beerus y el Patrullero logran detener a Demigra, Trunks se sorprende al ver que Whis y Beerus siguieron a su compañero hasta el Nido del Tiempo. Mientras que Beerus desea preguntar sobre el paradero de Demigra para poder destruirlo, Chronoa intenta disuadirlo debido a la posible destrucción que podría causar. Por más que Beerus no se deja convencer al comienzo, acepta darle una oportunidad a la Patrulla del Tiempo, si Trunks y su compañero logran derrotarlo a él junto a Whis en un combate. Ambos están de acuerdo y logran vencer a Whis y Beerus (aunque está fuertemente implícito que ni Beerus ni Whis peleaban con todo su poder), por lo que Beerus decide dejar la derrota de Demigra a la Patrulla del Tiempo.

Posteriormente, Demigra pone en funcionamiento su nuevo plan y usa las Esferas del Dragón para revivir a Freezer, Cell y Majin Boo, a los cuales pone bajo su control y los envía a atacar la Capital del Este en el Año 778. El Patrullero sale para detenerlos, mientras que Trunks se queda atrás para proteger la Ciudad Toki Toki y monitorear la situación desde el Nido del Tiempo, entretanto la Kaio-shin del Tiempo utiliza las Esferas del Dragón de Ciudad Toki Toki para informar a Son Goku de la situación y traerlo para que los ayude. Junto con la asistencia de Goku, el Patrullero logra derrotar a los poderosos villanos. No obstante, pronto son enfrentados por unos poseídos Vegeta, Gohan y Gotenks, quienes tiempo después logran ser liberados.

Sin embargo, mientras el Patrullero estaba ausente, Demigra escapa de la Grieta del Tiempo, ataca la Ciudad Toki Toki y absorbe a Tokitoki, otorgándole el poder de controlar el tiempo y el espacio. Demigra usa su magia para poseer a Trunks, a quien ordena atacar a su propio compañero cuando este regresa del Año 850. Pese a ello, Trunks se resiste mentalmente al control de Demigra y le dice al Patrullero que continúe golpeándolo ya que es la única manera de liberar su cuerpo de la voluntad de Demigra. Eventualmente, el Patrullero derrota a Trunks, pero Demigra ve la oportunidad de tomar el control del guerrero. Aunque para su suerte, Trunks distrae al Dios Demonio atacando con lo que le queda de su fuerza, dándole tiempo a Chronoa para disipar la Magia Oscura de Demigra antes de que el Patrullero quede manipulado por completo. Inmediatamente, Son Goku aparece, utilizando la Teletransportación y se enfrenta a Demigra junto al Patrullero. Demigra es incapaz de controlar a Goku debido a que él obtuvo previamente la forma del Super Saiyan Dios y es derrotado. No obstante, Demigra se niega a admitir su derrota y escapa. Goku le dice a todos que se sujeten de él mientras usa la Teletransportación para transportarlos a donde Demigra huyó y se encuentran dentro del Nido del Tiempo. Trunks colapsa por sus heridas, dejando que Goku y el Patrullero detengan a Demigra, quien planeó destruir el Nido y superar la destrucción del Universo dentro de la Grieta del Tiempo. Finalmente Demigra es derrotado y Tokitoki se salva, mientras que Chronoa usa sus poderes curativos para sanar las lesiones de Trunks.

Las brechas temporales Editar

Después de la derrota de Demigra, Trunks y el Patrullero (XV) continúan defendiendo la historia como miembros de la Patrulla del Tiempo y lidian con nuevas amenazas a la historia causadas por los Agujeros de Gusano que Demigra creó antes de su muerte en la Grieta del Tiempo. Durante esta travesía, Trunks ayuda al Patrullero buscando en los Pergaminos del Fin y del Inicio para descubrir dónde han estado apareciendo estas anomalías y logra localizar el tiempo que desplazó a Bardock y Broly al Planeta Namek en el Año 762.

Luego de ser transportados a la Tierra por el deseo de Dende a Polunga, el Patrullero, Vegeta y Bardock transformado en Ōzaru consiguen derrotar a Broly. Acto seguido, Trunks aparece y noquea a Vegeta para evitar que su padre haga demasiadas preguntas. Él le dice a su compañero que se encargará de regresar a Bardock y Broly a sus respectivas líneas de tiempo.

Durante un conflicto en la línea de tiempo de Dragon Ball GT, Trunks Xeno presencia que su contraparte está siendo controlado por Baby y le disgustan sus intentos de exterminar a Pan y al Patrullero. Aunque luego llega a respetar a su homólogo cuando este toma el lugar de su padre, confrontando a Nappa y las Fuerzas Especiales Ginyu e incluso muestra preocupación por él cuando es derrotado por el Androide Número 17 del Infierno. Después de que Gogeta y el Patrullero logran derrotar a los tres antagonistas principales de GT, Trunks Xeno llega para devolver a los villanos a sus lugares correspondientes dentro de la historia.

Los Destructores de la Historia regresan Editar

Artículo principal: Dragon Ball XENOVERSE 2.
Trunks y su compañero el Heroe de Cuidad Toki Toki han estado muy atareados buscando el paradero de Towa y Mira quienes han regresado después de su derrota durante el Incidente con Demigra y han vuelto para cambiar la historia, reclutando a varios villanos como Turles, Slug y Coola para ayudarles a alterarla. Debido a que Trunks está lidiando con sus deberes de la Patrulla del Tiempo, Chronoa le pide al Kaio-shin Anciano que ayude a entrenar a los nuevos patrulleros, puesto que ella está ocupada con los preparativos para que Tokitoki empolle uno de sus Huevos, un evento muy importante ya que estos pueden crear el tiempo para un universo completamente nuevo y el cuidado de ellos es una de sus prioridades como la Kaio-shin del Tiempo. El Kaio-shin Anciano recomienda al Patrullero (XV2), un nuevo y prometedor recluta para esta misión. La misión implica arreglar los cambios en la historia como anteriormente lo hizo el Patrullero original y como Trunks esta continuando con su búsqueda de Mira y Towa, el Kaio-shin Anciano será quien guíe al nuevo Patrullero desde el Nido del Tiempo.

La invasión Saiyan Editar

Durante el ataque de los Saiyans en la Tierra durante el Año 762, el Patrullero encuentra a Turles, quien esta impidiendo que Son Goku llegue donde los Guerreros Z están luchando contra Nappa. Mientras que Goku y el Patrullero enfrentan a Turles, Trunks se pone en contacto con ellos y les comunica que su compañero está en camino para proporcionar respaldo. También les informa que Turles es un oponente peligroso y necesitarán trabajar en equipo para derrotarlo. El Patrullero y Goku logran detener a Turles el tiempo suficiente para que llegue el Patrullero (XV), lo que hace que Turles se retire, dejando que Goku y el nuevo Patrullero lidien con Vegeta y Nappa mientras este va tras Turles.

Altercado en Namek Editar

Mientras el Patrullero ayuda a Gohan, Krilin y Dende a escapar de Zarbon y Dodoria después de que Freezer les haya ordenado perseguir al trío bajo la influencia de Towa, el guerrero es interceptado por Slug. No obstante, Trunks se contacta con él para informarle que está en camino, determinado que no va a permitir que Slug escape como Turles lo hizo. Chronoa le dice que se apresure ya que toda esta situación solo parece empeorar. La llegada de Trunks obliga al malvado Namekiano a huir mientras que el Saiyan sale a perseguirlo.

Más adelante, durante la batalla contra las Fuerzas Especiales Ginyu, Trunks decide seguir al Capitán Ginyu, mientras que el Patrullero (XV2) se centra en luchar contra el resto de las Fuerzas Especiales, fortalecidos por el Modo Villano y la interferencia de Turles con su Fruto del Árbol Sagrado. Sin embargo, Ginyu fue realmente un cebo para atraer a Trunks a una trampa y le roba su cuerpo, alterando la historia, obligando a Trunks en cuerpo de Ginyu a luchar junto a Son Goku y el Patrullero para recuperar su cuerpo, lo que lleva a Turles a ayudar a Ginyu. en robar el cuerpo de Goku, lo que irónicamente hace que la línea de tiempo se restaure.

Cuando Mira y Towa aparecen mientras el Patrullero luchaba con Turles y Slug, Trunks llega para ayudarlo y le dice a su compañero que vaya tras Mira. Slug y Turles intentan matar a Trunks y al Patrullero con un ataque combinado, pero Trunks contrarresta con un Ataque Ardiente mientras que el Patrullero hace lo propio con una Onda de Ki, cuyas técnicas se funden en una sola, imponiéndose ante Turles y Slug, aparentemente destruyéndolos. Luego de su victoria, Trunks decide ir tras Mira también, entretanto el Patrullero (XV) se queda para ayudar a Son Gohan y el Patrullero (XV2) en la lucha contra Freezer.

Después de que Son Goku y el Patrullero derrotan a Freezer y Coola, a quien Towa había enviado para ayudar a su hermano a matar al Super Saiyan, el joven guerrero prosigue a asistir a Trunks en la pelea contra Mira, pero al llegar se encuentra con un Trunks agotado y mal herido. Mientras el 2º Patrullero atiende sus heridas, Trunks le dice a su compañero, el 1º Patrullero, que continúe persiguiendo a Mira después de este huyera.

La guerra contra los Androides Editar

Posteriormente, Trunks y el Kaio-shin Anciano observan una historia alterada del Año 767, donde Cell consigue absorber al los Androides a la vez, causando que se transforme directamente a su Forma Perfecta antes de la llegada de Trunks del Futuro y Vegeta. Trunks Xeno le explica al Kaio-shin que esto podría resultar en que los Juegos de Cell nunca ocurran, ya que fueron estas batallas de Cell con Vegeta y Trunks que lo llevaron a crear dicho torneo. Sin embargo, Chronoa está más preocupada en que esto afecte la relación de Krilin con la Androide Número 18, hasta al punto en que le pregunta si se podría evitar que 18 y Krilln se casen, pero Trunks no le da mucha importancia a ese asunto, causando que Chronoa lo llame insensible por no darse cuenta de que Krilin perdonó a 18 y destruyó el Control Remoto después de que Cell había absorbido al Androide Número 17, lo que nunca hubiera ocurrido si Cell hubiera absorbido a ambos androides. La Kaio-shin del Tiempo sugiere que Trunks guíe al nuevo guerrero para esta misión ya que él está muy familiarizado con este período de la historia.

Trunks observa cómo el Patrullero (XV2) junto a Piccolo enfrentan al Androide Número 17 bajo el Modo Villano, indicando que hubo más cambios en estos eventos de lo que ellos conocían y advierte que Cell se volvería aún más poderoso si absorbe a 17 en esta condición, ordenándoles disipar el efecto antes de que Cell aparezca. Afortunadamente, lograron mantener a raya a Número 17 el tiempo suficiente para que Cell llegue y derrote a Piccolo como lo había hecho en la línea de tiempo original, forzando al Androide Número 16 a unirse a la pelea. Sin embargo, Trunks nota algo extraño en Cell, ya que ahora es mucho más fuerte que 16. Esto es debido a que Towa le dio más poder al implantarle el Modo Supervillano, forzando al Patrullero a ayudar a Número 16 a pelear contra Cell. Eventualmente, la línea de tiempo vuelve a restaurarse cuando Cell absorbe a 17.

Más tarde, Trunks descubre que Mira está planeando unirse a los Juegos de Cell y decide junto al Patrullero viajar para enfrentarlo. El dúo logra evitar que Mira interfiera en la pelea de Goku y Cell, a pesar de estar muy cansados. Sin embargo, Towa aparece y revela que Mira solamente estaba ganando tiempo para permitirle llevar a cabo su plan, antes de marcharse junto a Mira. Trunks le dice al Patrullero que tendrán que continuar por separado debido a la presencia de su yo del pasado en el torneo.

Eventualmente, se descubre que Towa creó un Agujero de Gusano conectando la Tierra en el Año 767 de la línea de tiempo principal al Nuevo Planeta Namek de ese mismo año donde Metal Coola atacó, haciendo que los Metal Coola aparezcan en los Juegos de Cell. Después de derrotar a los clones y recibir instrucciones de la Kaio-shin del Tiempo, el Patrullero viaja a la línea de tiempo de Metal Coola a través del agujero de gusano, dejando que Gohan continué su batalla con Cell. Allí se enfrenta con más Metal Coola, entre tanto Trunks habiendo llegado al Nuevo Namek antes que el Patrullero, se infiltra en la Gran Estrella Gete, utilizando su conocimiento técnico que obtuvo de su madre para programar una secuencia de autodestrucción en la computadora central de la estrella.

Después que el Patrullero logra destruir a diez Metal Coola, Trunks llega para ayudar al guerrero a enfrentar a los clones restantes. Cuando uno de los Metal Coola se burla de él por entrometerse en la pelea, Trunks responde que no irrumpiría sin antes tener un plan y revela cómo reprogramó la computadora central de la estrella. Después de derrotar a todos los enemigos, la estrella se autodestruye, erradicando consigo al Coola original. En seguida Trunks se encarga de sellar el Agujero de Gusano para evitar otro problema y le dice al Patrullero que regrese al Año 767 de la línea de tiempo principal para ayudar a Gohan y los demás.

Tras regresar, el Patrullero se encuentra con Son Gohan siendo acorralado por Cell, quien retornó a la Tierra tras su autodestrucción en el Planeta Kaio, gracias al sacrificio de Son Goku. Trunks es expectante como el Patrullero se une a Gohan en la lucha contra Cell, a quien logra debilitar lo suficiente como para que Gohan extermine al Bio-Androide durante un Choque de Ondas de Energía usando el Kamehameha Padre e Hijo, restaurando la línea de tiempo.

Posteriormente, Trunks observa un Pergamino sobre el Año 780, su propia linea de tiempo, donde presencia la batalla final de Gohan del Futuro contra los Androides, así como la transformación en Super Saiyan por primera vez de su yo adolescente. De repente, cuando se produce un cambio en la historia en este pergamino, Chronoa le pregunta si rememora el peligro que desato una circunstancia como esta, Trunks argumenta que nunca podría olvidarlo, después de haber experimentado por poco el final de su existencia, a causa de los ataques de Towa en el pasado. Inmediatamente, Trunks le entrega el pergamino al Patrullero para que evite que se alteren esos acontecimientos, mientras que él se ve obligado a quedarse en el Nido del Tiempo por petición de la Kaio-shin del Tiempo.

El Patrullero llega al Año 780 y localiza a Gohan frente al Androide Número 16, quien según Trunks ni siquiera debería existir en esa época, por lo que le instruye al nuevo Patrullero la misión de proteger a su mentor, pese a saber bien que Gohan estaba condenado a morir durante su combate con el Androide Número 17 y la Androide Número 18. Dicho evento es el que 16 ha sido enviado a alterar, intentado matar a Gohan antes de que esto suceda.

Gohan del Futuro se sorprende de que aún haya otros guerreros fuertes en la Tierra y se pregunta de dónde provienen, pero aun así, une fuerzas con el Patrullero para derrotar al Androide Número 16. Sin embargo, Mira aparece de repente y revela sus intenciones de robar la energía de Gohan para avanzar en su evolución después de señalar que este posee un gran potencial sin explotar.

Sin deseos de ver morir a Gohan otra vez y desafiando las ordenes de sus superiores, Trunks Xeno viaja al Año 780. Tras llegar a la zona de batalla, se transforma en Super Saiyan, y dispara un Ataque Ardiente para anunciar su presencia ante Mira y asegura que no se saldrá con la suya. Chronoa le implora que no lo haga, ya que podría alterar su propia historia. No obstante, Trunks contesta que no puede abandonar a su mentor en una situación así y juntos consiguen dominar a Mira, quien se sorprende ante su incapacidad de derrotarlos, haciendo que Trunks declare que no dejará que nadie del Imperio Oscuro se le acerque a Gohan, antes que Mira se vea forzado a retirarse.

Después de la batalla, Gohan se percata que Trunks vino del futuro usando la Máquina del tiempo y revela que está orgulloso de él, aunque muy pronto dirige su atención hacia los Androides. Pese a que Chronoa le recuerda las consecuencias de cambiar el curso de la historia, Trunks es reacio a permitir que su mejor amigo muera y esto provoca que entre en conflicto con sus emociones, ofreciéndose a ayudarle en su lucha. Sin embargo, Gohan se da cuenta de su destino, también concluye que la presencia de Trunks significa que el futuro estará a salvo y que su lucha contra los Androides tiene un propósito real, lo que para él es más que suficiente. Cuando se prepara para irse a enfrentar a los Androides, Trunks intenta detenerlo, pero el Patrullero interviene como lo había ordenado Chronoa.

Despidiéndose de Trunks, Son Gohan del Futuro Alternativo vuela para enfrentarse heroicamente a su destino, sacrificándose por un bien mayor, sabiendo que su pupilo se volvería lo suficientemente fuerte como para librar al mundo de los Androides y protegerlo de cualquier otras amenazas. Mientras tanto, Trunks y el Patrullero regresan al Nido del Tiempo, donde Chronoa le agradece al guerrero por detener a Trunks y se disculpa con este último por haber sido tan estricta, ya que estaba al tanto que el tener que revivir ese evento de su pasado debió ser muy doloroso para Trunks.

Más tarde, la Kaio-shin del Tiempo y el Kaio-shin Anciano descubren que todavía queda un problema del último cambio en la historia. Chronoa menciona que el Androide Número 16 del Futuro no fue completamente destruido mientras que el anciano explica que alguien lo revivió y reactivó, quien según Chronoa sin duda debe ser Towa, la cual presumiblemente utilizó su experiencia como científica para reprogramar y convertir al bondadoso androide en una máquina de matar para los Destructores de la Historia.

Mientras que Trunks del Futuro Alternativo está regresando del Año 785 después de los Juegos de Cell, es confrontado por el Androide Número 16 que había sido reparado por Towa, después de su derrota en el Año 780 pero afortunadamente, el Patrullero (XV2) llega para formar equipo con Trunks del Futuro. Sin embargo, tras ver a 16, algo preocupa a Trunks, puede notar que está algo cambiado y es mucho más fuerte, lo que también llama la atención de la Kaio-shin del Tiempo y comenta sobre este hecho, indicando que 16 efectivamente debió haber sido potenciado por el Modo Supervillano y que el Patrullero tendrá que proteger a Trunks durante la pelea, ya que 16 está decidido en matarlo. Al instante, Cell del Futuro llega en su Forma perfecta, habiendo absorbido a los Androides gracias a Towa, tal como lo había hecho anteriormente durante su plan original de alterar el Año 785. Cell considera a Número 16 como un aliado, aunque se sorprende de que haya otros androides vivos y se une a su compañero Androide para tratar de eliminar a Trunks y al Patrullero.

Cell deduce correctamente que Trunks debe haber aprendido de su existencia en el pasado ya que le conoce a él y a su forma perfecta, aunque asume erróneamente que Trunks del Futuro trajo consigo al Patrullero del pasado debido a que desconoce a la Patrulla del Tiempo. Trunks asegura que mientras los Androides existan, su mundo no tendrá paz, y declara que los destruirá. Eventualmente, a través del poder combinado de ambos guerreros, los Androides son destruidos, lo que lleva a la muerte de los Androides 17 y 18 del Futuro, así como también fueron destruidos junto con Cell perfecto, restaurando la línea de tiempo (ya que originalmente Nº16 nunca debió aparecer y su destrucción no afecta la línea de tiempo, ni la de Cell al ser destruido mementos antes de lo anticipado). Trunks del Futuro le agradece a todos y también intenta decírselo al Patrullero, pero este ya se había marchado.

La batalla decisiva con Majin Boo Editar

Durante la batalla con Majin Boo en el Año 774, Trunks Xeno es testigo de la recaída de su padre en la villanía, cuando la Patrulla del Tiempo se ve obligada a enviar el Patrullero (XV2) para evitar que Broly interfiera con la pelea de Son Goku y Vegeta. Es probable que Towa haya enviado a Broly a interferir ya que esta batalla jugó un papel clave en la muerte de su hermano ya que resultó en el renacimiento de Majin Boo que a su vez llevó a la defunción de Dabra. Pese a que Trunks está desconcertado por lo lejos que su padre estuvo dispuesto a ir en un esfuerzo por deshacerse del apego a su familia y volver a ser aquel despiadado villano que una vez fue para resolver su rivalidad con Goku, finalmente ve cómo los esfuerzos de su padre fracasaron cuando vio a Vegeta asumir la responsabilidad de sus acciones al enfrentar al propio Majin Boo. El Patrullero evita que Broly interfiera y coopera con Vegeta en la lucha contra Boo Gordo después de que él sea fortalecido por el Modo Supervillano. Trunks observa mientras su padre muestra afecto paternal antes de dejar inconscientes a Trunks y Goten, confiando el cuidado de los niños a Piccolo y al Patrullero, a quien le dice que huya mientras planea autoinmolarse en un último esfuerzo por destruir Majin Boo. Sin embargo todos atestiguan que Boo sobrevivió y Vegeta se sacrificó en vano, pero lo más importante fue que lo hizo por amor a su hijo y esposa e incluso Trunks llega a compararle con Goku en su esfuerzo por librar al mundo de Majin Boo.

Después que el Patrullero regresa al Nido del Tiempo, el Kaio-shin Anciano dice que debe haber sido difícil para Trunks ver a su padre así, aunque él es consciente del pasado infame de su padre y por su orgullosa personalidad no está demasiado sorprendido por las acciones de Vegeta, al contrario. esta feliz por ver la buena persona en la que Vegeta se había convertido, admitiendo que está orgulloso de ser el hijo de Vegeta. Más tarde, cuando Mira y Towa intentan evitar que Vegeta escape del Infierno para unirse a la lucha contra Super Boo en la Tierra, Trunks Xeno es encomendado por Chronoa para investigar el problema.

Tras llegar al Otro Mundo, es confrontado por Janemba bajo el Modo Supervillano y un misterioso Saiyan Enmascarado. Trunks lucha contra Janemba pero la interferencia del Saiyan misterioso y el poder del Modo Supervillano de Janemba son demasiado para él. Afortunadamente, el Patrullero llega para socorrer a Trunks, que esta gravemente herido y toma el relevo para pelear con Janemba después que el Saiyan Enmascarado haya huido de la escena. Trunks se ve exigido a regresar al Nido del Tiempo para recuperarse de la batalla, mientras el Patrullero se enfrenta al temible Janemba, cuya historia Chronoa le explica, aunque a la vez está intranquila al saber que la magia de Towa ahora es lo suficientemente fuerte como para controlar a alguien tan poderoso como Janemba. Eventualmente, Vegeta aparece para unirse al Patrullero para derrotar al demonio, que es eliminado por un devastador Destello Final.

Después de la batalla con Janemba, Chronoa les informa que Trunks está en condición estable aunque decide que es mejor dejarlo descansar y recuperarse, cediendo al Kaio-shin Anciano y al nuevo Patrullero el deber de manejar las cosas, ya que el camarada de Trunks, aún no ha regresado de su misión para localizar a Mira. El Patrullero del futuro ayuda a Son Goku y Vegeta a combatir a Pequeño Boo. quien finalmente es destruido por la Genki-dama. Mientras celebran su éxito, Trunks les informa a todos sobre el Saiyan Enmascarado que encontró en el Infierno y advierte al Patrullero que debería estar observando en algún lugar cercano. El guerrero ve al personaje misterioso y lo persigue, pero cuando casi lo atrapa, el enmascarado huye a través del tiempo.

La ira de un Dios de la Destrucción Editar

En el Año 778, durante la conversación de Beerus con Son Goku, después de haber absorbido los poderes de su transformación de Super Saiyan Dios durante una batalla histórica, el Patrullero (XV2) y Saiyan Enmascarado aparecen de repente frente a ellos, interrumpiendo la plática, para el enojo y la furia del Dios de la Destrucción. Chronoa hace todo lo posible para calmar a Beerus mientras el Patrullero lucha contra el enmascarado. Goku nota algo familiar sobre este Saiyan Enmascarado, que luego se explica cuando el Patrullero rompe parcialmente la misteriosa máscara del guerrero, causando que Trunks Xeno lo reconozca como Bardock, el padre de Son Goku. Antes que el Patrullero pueda capturar al debilitado Bardock para interrogarlo, Mira aparece y se enfrenta al Patrullero en combate. Mira incluso tiene la audacia de decirle a Beerus que se quede callado y observe, aunque afortunadamente a Beerus le divierte más que alguien sea lo suficientemente osado como para atreverse a responderle, lo que él señala que eso no ha ocurrido en mucho tiempo. Sin embargo, finalmente, Beerus pierde su paciencia y amenaza con destruirlos a todos. Sin embargo, Chronoa apacigua a Beerus con una caja llena de postres, lo que pone al dios tan afable que le ofrece algo a todos los presentes. Whis , Goku y el Patrullero aceptan con gusto pero Mira y Bardock se retiran. No obstante, antes de que Whis y el Patrullero tomen uno de los potes, Chronoa les informa causalmente que ella misma hizo el pudín.

Debido a las terribles habilidades culinarias de la Kaio-shin del Tiempo, el pudín tiene un sabor horrible y le da a Goku fuertes calambres estomacales, mientras que Beerus simplemente se enfurece por su mal sabor. Whis advierte a Chronoa por la crisis que involuntariamente había causado, pero ella es ajena a su crítica y la confunde con un cumplido. Whis y el Patrullero se enfrentan al enfurecido Dios de la Destrucción y juntos son lo suficientemente fuertes como para cansar a Beerus hasta que se calma, pero este se niega a comer más comida preparada por Chronoa.

La venganza de Freezer Editar

Eventualmente Chronoa y el Kaio-shin Anciano descubren que ha ocurrido un cambio en la historia en el Año 779, precisamente durante la resurrección de Freezer. Cuando Trunks Xeno pregunta que tan fuerte podría ser Freezer, el Kaio-shin lo regaña por su ignorancia al afirmar que después de su entrenamiento, Freezer no caería tan fácil como cuando Trunks del Futuro Alternativo lo cortó en pedazos hasta provocarle la muerte. El Patrullero es enviado para ayudar a los Guerreros Z contra Freezer y sus 1000 soldados, que han sido reforzados con el Modo Supervillano. El Patrulleros derrota a los enemigos potenciados antes de enfrentarse a Freezer en su forma final bajo el Modo Supervillano. Eventualmente, Son Goku y Vegeta regresan a la Tierra vía la Teletransportación causando que Freezer se transforme en Freezer Dorado. Trunks Xeno nota una extraña interferencia con el sistema de comunicaciones del Nido del Tiempo que atribuye al inmenso poder de Freezer Dorado, que él mismo está asombrado al darse cuenta finalmente de las verdades en las palabras del Kaio-shin Anciano sobre aumento de poder de Freezer tras volver a la vida. Goku se transforma en Super Saiyan Azul y junto al Patrullero se enfrentan a Freezer. Whis y Beerus llegan para comer el Sundae de fresa que Bulma les prometió, pero Whis nota que otro gran poder se acerca y pregunta si alguien además de Freezer fue revivido.

De repente, aparece Metal Coola. después de que Whis revelara su presencia. Coola explica que fue revivido junto a su hermano usando el segundo deseo de las Esferas del Dragón antes de ser reconstruido como Metal Coola para ayudar en la venganza contra los Saiyans. Vegeta se transforma en Super Saiyan Azul para enfrentarse a Coola, quien presumiblemente es más fuerte debido al entrenamiento con su hermano como resultado de los cambios en la historia por obra de Towa. Para empeorar las cosas, Chronoa contacta a Beerus presa del pánico y le pide ayuda para ayudar a la Patrulla del Tiempo a luchar contra Mira y Towa que han invadido el Nido del Tiempo. Al principio, Beerus se rehúsa a rechazar su oferta de bollos con crema hasta que le asegura que estos fueron hechos por Trunks y no por ella misma. Como resultado que Whis y Beerus se marchen al Año 852, desafortunadamente esto evita que Whis salve a Goku y sus amigos de ser asesinados cuando Freezer usa su "as bajo la manga" para destruir la Tierra, de esta forma Goku y los demás mueren mientras que Freezer y Coola sobreviven debido a su habilidad para sobrevivir en el vacío del espacio, por lo que finalmente tienen éxito en su venganza.

Afortunadamente, Trunks Xeno logra llegar en el último momento para salvar al Patrullero (XV2), regresando al Año 852. Allí, el Patrullero aprende que no hubo ningún ataque al Nido del Tiempo, ni Chronoa contactó con Beerus. Trunks revela que la interferencia en las comunicaciones fue causada por Towa, pirateando el sistema de comunicaciones y alterando su voz para parecerse a Chronoa con el fin de engañar a Beerus y Whis para dejar el Año 779, impidiéndoles ayudar a Son Goku y los demás como en la historia original. Beerus se enfurece por haber sido engañado y desea castigar a Towa por su blasfemia, al igual que anteriormente con Demigra, en sus intentos por controlarlo. Beerus acepta trabajar con la Patrulla del Tiempo para corregir la historia con la esperanza de que esto forzará a Towa a una confrontación abierta para que él pueda destruirla, cosa que Chronoa y Trunks ven como una gran oportunidad para obligarla a salir de su escondite.

Como resultado, Whis, Beerus y el Patrullero regresan al Año 779, Whis al llegar usa el Retroceso del Tiempo para rebobinar el tiempo, permitiendo al Patrullero detener el ataque de Freezer con una Onda de Ki. Una vez que todos se dan cuenta del plan de Freezer, Vegeta jura que no le darán otra oportunidad, forzando a Freezer y Metal Coola a transformarse en sus formas definitivas con el Modo Supervillano a través de la magia de Towa. Sin embargo, a pesar de sus mayores esfuerzo, los dos Super Saiyan Azul y el poder combinado del Patrullero (XV2) son demasiado para los hermanos y ambos son asesinados. Son Goku agradece al Patrullero por salvarlos y espera devolverle el favor algún día.

Pese a otra victoria frente a los Destructores de la Historia, en el Año 852, Beerus sigue furioso porque Towa no se presentó, aunque Chronoa le recuerda que solo dijeron que podría aparecer. Sin embargo, Chronoa en pánico recuerda que Tokitoki acaba de poner un huevo, cosa que Whis reconoce como un evento importante. Después de felicitar a Chronoa, Whis afirma que no puede permitir que sufra ningún daño y ofrece recados tanto con Beerus como con el Patrullero (XV2). El interés de Beerus es despertado ya que no ha competido con su maestro en algún momento, por lo que acepta y Whis les prepara un espacio para luchar ya que el Nido de Tempo está fuera de límites debido a la presencia de la Bóveda del Tiempo y el Huevo del Tokitoki. Durante el combate, Whis dibuja su símbolo en la frente de Beerus usando su velocidad superior forzando a Beerus a irse para lavarlo, mientras Whis usaba tinta permanente. Whis y Beerus regresan al Año 779, dejando a Towa y Mira a la Patrulla del Tiempo, causando que estos suelten un suspiro de alivio colectivo, ya que finalmente pueden enfocarse en tratar con Towa y Mira quienes todavía están en acción, probablemente trazando su próximo movimiento.

El misterio del Saiyan Enmascarado Editar

Artículo principal: Saga del Saiyan Enmascarado.

Trunks Xeno recuerda a Bardock y junto con Chronoa concluyen que Towa y Mira deben estar manipulándolo, ya que él nunca los ayudaría voluntariamente a alterar la historia que afectaría a su hijo, a sus descendientes y a los demas Saiyans sobrevivientes. Debido a esto, Trunks decide investigar el Genocidio de los Saiyan en el Año 737 como punto de partida con la esperanza de que pueda llevarlos a descubrir lo que le sucedió a Bardock. En Año 737, Freezer ataca al Planeta Vegeta y a Bardock con su Supernova. Sin embargo, observan a Towa crear un agujero de gusano que salva a Bardock de la muerte. Trunks y el Patrullero siguen el rastro de Towa y Mira a un planeta en ruinas en una línea de tiempo desconocida en el Año ¿¿¿???. Trunks reconoce el planeta como la Tierra antes de preguntarse en qué línea de tiempo están. Sin embargo, antes de que puedan reflexionar sobre esto, aparece Towa. Trunks la ataca solo para que su golpe sea bloqueado por el Saiyan enmascarado. Trunks se da cuenta de que es esta Towa la quien ha estado alterando la historia y no su yo del pasado a quien habían estado persiguiendo. Inminentemente, Mira aparece y se une al enmascarado para enfrentarse a los dos patrulleros del tiempo.

Towa explica que la abducción de Bardock en el Año 737 tocó fondo cuando Bardock logró escapar brevemente al pasado (lo que provocó su batalla con Chilled en Dragon Ball: Episodio de Bardock antes de que Towa y Mira lo recapturaran luego de su victoria ante el ancestro de Freezer), lo que resultó en su conversión en el Saiyan Enmascarado. Towa incluso se burla de Trunks al señalar que ella había salvado inadvertidamente al padre de Goku de la muerte y le pregunta retóricamente si era alguien cuya muerte él mismo hubiera podido evitarse (refiriéndose a su decisión de permitir que Son Gohan del Futuro Alternativo muriera a pesar de su fuerte deseo de salvar a su maestro) para atormentar a Trunks emocionalmente. Sin embargo, a pesar de las burlas de Towa, la pareja logró quitarle la máscara a Bardock, liberándolo luego de su derrota. Aunque Mira desea continuar la lucha, Towa crea un agujero de gusano que intenta utilizar para deshacerse de Trunks y el Patrullero. Sin embargo, son rescatados del agujero por una Onda de Ki lanzada por Bardock, quien ahora esta libre de todo control. Bardock retiene a Mira en un candado, quien está sorprendido de que Bardock sea capaz de dominarlo, declarando que no debería ser capaz debido a su amplia diferencia en cuanto a nivel de poder.

Towa, Trunks Xeno y el Patrullero (XV2) observan mientras Bardock le dice a Mira que nunca subestime el poder de un Saiyan antes de arrastrar consigo a Mira por agujero de gusano que Towa creó, en venganza por haber sido manipulado por ellos, atrapándose a si mismo junto a Mira en el proceso. Towa está devastada y enojada por la pérdida de Mira, mientras que Trunks dice que Mira ya no esta aquí y que se de por vencida. Sin embargo, Towa revela su plan secreto, el Patrullero (XV), el compañero de Trunks, esta siendo controlado por la Máscara de Control Mental. Esta revelación hace que Trunks se dé cuenta de que Towa utilizó el conocimiento obtenido de su compañero capturado para piratear las comunicaciones del Nido del Tiempo en el Año 852 durante la batalla con Freezer y Coola en el Año 779 y explicar por qué no ha podido contactar a su compañero.

A pesar de encantar al Patrullero original con el poder del Modo Supervillano, Towa es derrotada por Trunks, y el Patrullero (XV) es liberado. Sin embargo Towa se niega a darse por vencida y crípticamente dice que comenzará desde cero y viajará en el tiempo esta donde todo esto empezó, lo que hace que la existencia del Patrullero (XV) se vuelva efímera y desaparece completamente ante los ojos de Trunks Xeno y el Patrullero (XV2), dejándolos muy confundidos frente a la máscara descartada del Patrullero que se llevan consigo de vuelta al Año 852.

El plan de Towa y la traición de Mira Editar

Trunks Xeno y el Patrullero (XV2) tienen problemas para recordar lo que sucedió y Chronoa les dice que piensen las cosas claramente, aunque tanto ella como el Kaio-shin Anciano no tienen memoria del Patrullero (XV) por la persistente sospecha de que algo anda mal. De repente, se produce un cambio masivo en la historia en todos los pergaminos, que Chronoa revela son lo suficientemente poderosos como para afectar a la Ciudad Conton y al Nido del Tiempo, así como a la memoria de todos. Ella le ordena a él y al Patrullero que inspeccionen la Conton Conton mientras ella y el Kaio-shin Anciano revisan todos los pergaminos en busca del origen del cambio. Ciudad Conton se ve alterada cuando la estatua del Héroe de Ciudad Tokitoki ha desaparecido junto con al recuerdo que todos tienen de él, salvo por algunos que tienen la sensación de que algo anda mal. Eventualmente regresan a la Bóveda del Tiempo, pero Chronoa y el Kaio-shin Anciano han tenido suerte para localizar su fuente. Trunks mira detalladamente la máscara que trajeron y le ayuda a restaurar el recuerdo de su compañero, permitiéndole darse cuenta de que la fuente del cambio está en el pergamino del Año 850, donde ven a Towa matar a Shen Long antes que Trunks pida el deseo de convocar al Patrullero (XV) a la Ciudad Toki Toki y unirse a la Patrulla del Tiempo, impidiéndole desempeñar su papel fundamental en la historia en la salvación durante el ataque de Demigra, cuyo resultado fueron cambios masivos en la historia.

Cuando la Bóveda del Tiempo comienza a colapsar por la tensión de estos cambios históricos, Trunks le entrega el pergamino al nuevo Patrullero, ordenándole que detenga a Towa, mientras él y los dos Kaio-shin manejan la situación en el Año 852. En Ciudad Toki Toki, en el Año 850, el Patrullero (XV2) llega justo a tiempo para evitar que Towa mate a Shen Long. El Trunks Xeno del pasado se da cuenta que Towa está tratando de alterar la historia y une fuerzas con el segundo Patrullero para combatirla y forzar a Towa a huir del Año 850. El Patrullero regresa al futuro en el Año 852, mientras Trunks Xeno se prepara para cumplir su deseo, señalando que la Patrulla del Tiempo necesita un poder como el suyo (presumiblemente se da cuenta que él es un Patrullero del Tiempo enviado desde el futuro para evitar que Towa altere la historia).

De vuelta en el Año 852, se revela que la historia se ha corregido con éxito. Trunks Xeno y el Kaio-shin Anciano comienzan a celebrar la victoria del Patrullero (XV2), antes que Chronoa les recuerde con ira que Towa sigue siendo una peligrosa amenaza mientras todavía esté suelta. De repente, la Kaio-shin del Tiempo es atacada por la espalda, lo que hace que Tokitoki chille enojado contra su agresor, que se revela que no es otra más que Towa. El Kaio-shin Anciano está desconcertado por su presencia ya que el Nido del Tiempo y Ciudad Conton están protegidos por una barrera creada por ambos Kaio-shin para protegerlos en respuesta al anterior ataque de Demigra en Año 850.

Towa revela que usó la máscara como un conducto para eludir la barrera y que su ataque contra Shen Long en el Año 850 fue solo una artimaña para confirmar que había sido llevada al Nido de Tiempo y luego se jacta frente a todos que había logrado robar el Huevo de Tokitoki. Chronoa detiene a Tokitoki para evitar que ataque a Towa, mientras que ella revela que el huevo tiene suficiente poder para romper el sello del Reino Demonio y demuestra algo de ese poder al crear un agujero de gusano para liberar a Mira de la Grieta del Tiempo.

Mira arremete contra Trunks y el Patrullero (XV2), derrotando a ambos y cuando Mira está a punto de acabar con los dos, el Patrullero (XV) aparece y protege al nuevo Patrullero del ataque de Mira. El héroe alienta al guerrero a perseguir a Mira y Towa mientras huyen con el huevo a través de otro agujero de gusano. El Patrullero termina en el Año ¿¿¿???, donde esta en contacto con Trunks Xeno, quien revela que la Tierra en esta línea de tiempo desconocida está bajo el control total de Towa y Mira por lo que la Patrulla del Tiempo no puede enviar ninguna ayuda, lo que significa que debe confrontar Towa y Mira por su cuenta. Mira se enfrenta con impaciencia al Patrullero cuando Towa revela su plan para liberar el Reino de los Demonios para poder crear un universo al que poéticamente se refiere como un jardín lleno de ira y dolor. Sin embargo, las experiencias de Mira dentro de la Grieta del Tiempo lo cambiaron al notar que se dio cuenta de qué era lo que le faltaba, un espíritu indomable como el que poseían los dos Guerreros del Futuro, Gohan y Trunks, como también Bardock, que era el poder inexplicable que Mira había sentido en todos ellos.

Towa nota el cambio en la personalidad de Mira cuando comienza a reírse mientras este lucha contra el Patrullero (XV2) y parece disfrutar inusualmente el desafío que plantean. Finalmente, Mira sobrecarga su propio limitador de potencia a pesar de que Towa le ruega que se detenga ya que el limitador está diseñado para evitar que se derrita. Towa teoriza que si Mira no es detenido eventualmente se autodestruirá en una explosión que fácilmente podría destruirla a ella, al Huevo de Tokitoki y el Universo si no es sometido. Sin querer morir, Towa convence al Patrullero para que la ayude a someter a Mira para evitar este posible escenario apocalíptico. Juntos, los dos aliados improbables derrotan a Mira. Towa se acerca e intenta quitar el núcleo de Mira, pero este la atrapa. Towa está conmocionada por la traición de Mira, aunque él revela que ha superado sus esquemas y afirma sus intenciones de absorber a su creadora para completar su evolución. Trunks Xeno y los Kaio-shin miran impotentes mientras Towa es absorbida junto con el Huevo de Tokitoki, haciendo que Mira se transforme en su Forma Final. Un temeroso Kaio-shin Anciano le dice al Patrullero que huya y advierte que el poder inmenso de Mira es demasiado grande. Mira está a punto de destruir al Patrullero, aunque la su intento es detenido por Son Goku quien incita al guerrero a ignorar al Kaio-shin y seguir luchando. Goku se transforma en Super Saiyan Azul y se une a la lucha contra Mira, él revela que después de la batalla contra Freezer en el Año 779, le pidió a Whis que lo transportara al Año ¿¿¿???, al enterarse de la batalla del Patrullero con Mira, queriendo pagar la deuda que le debía por ayudarle a detener a Freezer. Haciendo caso omiso de las quejas del Kaio-shin Anciano, Son Goku y el Patrullero (XV2) logran hacerle frente a Mira, cuya inmensa fuerza, obliga a Goku a luchar con todo su poder.

Finalmente, el poder de Mira falla, lo que permite a Goku quitarle el huevo de Tokitoki usando su Puño del Dragón, entretanto decirle al Patrullero que lo remate con un Kamehameha. Mira muere y como resultado Towa también. Son Goku y el Patrullero (XV2) regresan triunfalmente al Año 852 con el Huevo de Tokitoki. Trunks Xeno, su compañero y los Kaio-shin les saludan para felicitarlos por derrotar a Mira y poner fin a los planes de Towa, aunque Trunks está seguro de que esto es solo una paz temporal, ya que probablemente no serán los únicos que buscarán alterar la historia, así deben permanecer atentos y estar listos para proteger la historia.

A fin de cuentas, las cosas se calman y Chronoa explica que el huevo de Tokitoki eclosionará pronto dando como resultado el nacimiento de un nuevo universo. Todos están entusiasmados con la oportunidad de ver nacer un nuevo universo, aunque Goku está más entusiasmado con la perspectiva de que en ese universo haya guerreros fuertes. Para celebrar el regreso del Huevo de Tokitoki y la derrota de los Destructores de la Historia, Chronoa, con ayuda de Shen Long, decide celebrar un banquete.

Después de la fiesta, Goku se pregunta quién es más fuerte, Trunks Xeno afirma que él es más fuerte que los dos Patrulleros, ya que ha sido un Patrullero del Tiempo más tiempo que cualquiera de ellos. Sin embargo, el Kaio-shin Anciano refuta sus afirmaciones diciendo que Goku ha superando a su hermano mayor Raditz, como un ejemplo de que ser más experimentado o mayor no te fortalece. Eventualmente, todos deciden que una pelea puede resolver el asunto, pero Beerus le dice a Goku que espere su turno y deje que los dos patrulleros peleen primero, lo que hace que Trunks le regañe a Goku cuando este se queja infantilmente, haciendo que todos se rían.

El Hombre Pálido (Online) Editar

Artículo principal: Dragon Ball Online.

El Trunks Patrullero del Tiempo fue advertido por Dende del Futuro Alternativo de que Mira estaba causando caos a lo largo del tiempo y el espacio. Trunks viaja al Año 1000 para evitar el reinado del Hombre Pálido un milenio después.


Spoiler Los spoilers terminan aquí.

Transformaciones Editar

Super Saiyan Editar

Artículo principal: Super Saiyan Base.

Trunks Xeno al igual que sus otras versiones de líneas de tiempos alternativas poseen la transformación del Super Saiyan, la cual solo utiliza en situaciones de emergencia. En este estado, el Patrullero del Tiempo sufre un gran cambio en su apariencia, sus ojos se vuelven de color vede claro, su cabello se eriza y se vuelve amarillo, su piel y ropa cambian de tono, mientras que aparece un aura amarilla que rodea su cuerpo, haciendo que su piel se vea un poco más clara debido a la luz que se refleja, aumentando su poder masivamente.

Super Saiyan 3 Editar

Artículo principal: Super Saiyan 3.
Trunks Xeno - Super Saiyajin 3 (SDBH4)

Alcanza esta transformación desde Super Dragon Ball Heroes, Trunks Xeno en este estado su apariencia cambia drásticamete, donde su cabello rubio crece hasta por debajo la cintura, sus cejas desaparecen y se dejan de ver, su aura se hace más circular y obtiene más bioelectricidad, además su masa muscular incrementa considerablemente.

Modo Villano Editar

Artículo principal: Modo Villano.
Trunks Modo Villano

En Dragon Ball XENOVERSE durante el ataque a la Ciudad Toki Toki por parte de Demigra en la Saga del Dios Demonio Demigra, este logra controlar a Trunks Xeno e inducirlo a un Modo Villano con su magia oscura para que luche contra el Patrullero. No obstante, Trunks termina perdiendo y su posesión se acaba, volviendo a la normalidad.

Fusiones Editar

Gotenks Xeno Editar

Artículo principal: Gotenks Xeno.

Es la fusión proveniente de la unión entre Trunks Xeno y Son Goten Xeno mediante la Danza de la Fusión, que aparece por primera vez en Dragon Ball Heroes God Mission 6.

Vegeks Xeno Editar

Artículo principal: Vegeks Xeno.

Es la fusión nacida de la fusión entre Vegeta Xeno y Trunks Xeno mediante los Pendientes Pothala. Aparece por primera vez en Super Dragon Ball Heroes.

Gohanks Xeno Editar

Artículo principal: Gohanks Xeno.

Es la fusión resultante entre Son Gohan Xeno y Trunks Xeno, el cual debuta en el juego Super Dragon Ball Heroes, en la sexta misión en la cual se enfrentan a Slug Xeno (Forma Gigante) el cual es controlado por Towa.

Equipamiento Editar

Espada de Trunks Xeno

Trunks blandiendo su espada en Dragon Ball XENOVERSE.

Batallas Editar

Dragon Ball XENOVERSE Editar

Dragon Ball XENOVERSE 2 Editar

Saga del Imperio Oscuro (Heroes) Editar

Aparición en videojuegos Editar

Trunks DBO

Trunks Xeno aparece por primera vez en un videojuego y en la franquicia en Dragon Ball Online, donde es un personaje no jugable y sirve como asistente y supervisor para el jugador en las misiones de la máquina del tiempo. Más tarde aparece en Dragon Ball XENOVERSE y Dragon Ball XENOVERSE 2 donde es un personaje jugable como traje alternativo de Trunks del Futuro Alternativo. En Dragon Ball Heroes es un personaje recurrente que aparece desde God Mission 8.

Actores de voz Editar

Región Nombre
Japón (Seiyū) Takeshi Kusao


Galería Editar

Véase también Editar

Referencias Editar